6 beneficios de participar en los círculos de tambores Cómo pueden los círculos de tambores mejorar tu salud física o mental

Musicoterapia Círculos tambores

Los círculos de tambores o de percusión me encantan.

Un círculo de tambores es una reunión de personas que se juntan para tocar tambores y distintos instrumentos de percusión. Es una experiencia muy bonita, donde participan el ritmo, la música, y la interacción entre distintas personas para generar un ambiente de grupo, unión y comunidad. Es un encuentro abierto a todo el mundo, donde todos los que vienen participan, y donde todos pueden tocar un instrumento.

Hay siempre un facilitador que dirige el círculo, y que a través de la improvisación, distintos ritmos y diferentes dinámicas  lleva al grupo a producir su propia música. No hay dos encuentros iguales, ya que el resultado de cada círculo es la combinación de la participación de todos los asistentes. 

En mi opinión, lo mejor de los instrumentos de percusión es que no puedes desafinar. Y ese, es uno de los mayores miedos que solemos tener todos.

Por supuesto, que también está el miedo a perder el ritmo, no ir coordinado, no hacerlo bien… y cualquier otro miedo que se te pueda pasar por la cabeza. Pero no debemos olvidarnos de que SOMOS RITMO, nuestro cuerpo es Ritmo: nuestra respiración, nuestro corazón, nuestro paso al caminar, nuestro sistema nervioso,…. todos tienen su propio ritmo. Incluso cuando estamos nerviosos damos golpecitos en el suelo con el pie rítmicamente, o en la mesa con las uñas de los dedos.

Estudios científicos demuestran que los círculos de tambores tienen numerosos beneficios:

  • Estimula el sistema inmunitario: Los resultados del estudio que el Dr. Bittman y su equipo realizaron en el año 2001, demuestran que tocar el tambor es beneficioso para el sistema inmunitario, incrementando el número de leucocitos en la sangre (1).  El enfoque de las sesiones en este estudio enfatizaba la importancia de la camaradería, aceptación en el grupo, participación alegre y voluntaria y en un espacio libre de juicios.

  • Desarrollo Intelectual: Un estudio de la Universidad de Stanford (EEUU) sugiere que tocar el tambor es beneficioso para el desarrollo intelectual (2). El estudio, realizado con alumnos con Trastorno por Déficit de Atención (TDA), demuestra un aumento en la capacidad de concentración y una mejora en los resultados de las pruebas de coeficiente intelectual.

  • Dolor crónico: Otros estudios, demuestran que tocar el tambor promueve la producción de endorfinas y opiáceos que pueden ayudar a mejorar el dolor (3). Además, es una buena forma para distraerse.

  • Combate el estrés: El mismo estudio del Dr Bittman mencionado anteriormente (1), demuestra los beneficios que tocar el tambor tiene disminuyendo la presión arterial y la producción de las hormonas del estrés.

  • Estimula las conexiones neuronales: De acuerdo con Weinberger, tocar el tambor estimula las conexiones entre  las neuronas, utilizando además, ambos hemisferios cerebrales al mismo tiempo (4).

  • Ansiedad y Depresión:  Otro estudios realizado en el Royal College of Music de Londres (5), demuestra, tras una intervención de 10 semanas de duración, que tocar el tambor disminuye la depresión y la ansiedad, y también, aumenta la resiliencia social. Lo más interesante de este estudio resulta ser que los beneficios recogidos finalizadas las 10 semanas, se mantienen transcurrido un período de 3 meses.

¿Y qué es lo mejor de los círculos de tambores?, no es necesario tener conocimientos musicales previos ni experiencia tocando un instrumento de percusión. Lo que en mi opinión, lo convierte en una experiencia accesible.

¿Has participado alguna vez en un círculo de tambores?, ¿te gustaría vivir la experiencia?

Referencias:

  1.  Bittman BB, Berk LS, Felten DL, Westengard J, Simonton OD, Pappas J, Ninehouser M Composite Effects of Group Drumming Music Therapy on Modulation of Neuroendocrine-Immune Parameters in Normal Subjects” Journal of Alternative Therapy. Jan, 2001. p. 38-47.
  2. https://news.stanford.edu/news/2006/may31/brainwave-053106.html
  3. Winkelman, Michael, Shamanism: “The Neural Ecology of Consciousness and Healing” Westport, Conn: Bergin & Garvey; 2000.
  4. Weinberger N. M., McKenna T. M. “Sensitivity of single neurons in auditory cortex to contour: toward a neurophysiology of music perception”. Music Percept. 5, 1988, p.355–389.
  5. Fancourt D, Perkins R, Ascenso S, Carvalho LA, Steptoe A, Williamon A. “Effects of Group Drumming Interventions on Anxiety, Depression, Social Resilience and Inflammatory Immune Response among Mental Health Service Users”. Quinn TJ, ed. PLoS ONE. 2016.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *